Agricultura destina 10,5 millones a ayudas a la contratación de seguros agrarios con 10.000 beneficiarios

La Consejería de Agricultura, Ganadería, Pesca y Desarrollo Sostenible ha informado al Consejo de Gobierno de que las ayudas que respaldan la contratación de seguros agrarios contarán en 2020 con un presupuesto total de 10,5 millones de euros, montante que supone un aumento de 1,4 millones con respecto a la última convocatoria del anterior equipo de Gobierno autonómico (2018). Se estima que podrán beneficiarse de las subvenciones alrededor de 10.000 andaluces, entre los que se encuentran tanto agricultores y ganaderos como responsables de actividades forestales y empresas acuícolas.

Este incremento muestra la “apuesta del Ejecutivo andaluz” por fomentar una herramienta que aporta garantías a los productores ante situaciones complejas que afectan a la rentabilidad de sus explotaciones. En concreto, el Seguro Agrario Combinado establece una fórmula de participación público-privada cuyo objetivo es garantizar la renta de los agricultores y ganaderos por los daños que pueden provocar en las producciones los agentes naturales, fundamentalmente, adversidades climáticas, virosis en las producciones hortícolas y enfermedades en los animales. Además, cubren los daños que se registran en las instalaciones como consecuencia de fuertes inclemencias del clima, según ha informado la Junta de Andalucía en un comunicado.

El respaldo de la Consejería de Agricultura se plasma, asimismo, en el incremento de las cuantías de las diversas ayudas incluidas en esta línea de subvenciones dirigidas a sectores afectados por crisis de precios en 2019. Como se acordó con los representantes del sector el pasado mes de abril, la Junta eleva los importes para olivar, cítricos, frutas y hortalizas y frutos secos en un 30% con respecto a las cantidades que aporta la Entidad Estatal de Seguros Agrarios (Enesa), dependiente del Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación.

A estos sectores se suman, además, de forma excepcional, dado el impacto negativo del estado de alarma decretado para evitar la propagación del Covid-19, las explotaciones ganaderas, vitícolas y aquellas dedicadas al cultivo de flor cortada y planta ornamental. Las subvenciones gestionadas por la Junta relativas a estos seguros también superan en un 30% los montantes asignados por Enesa en 2019.

Además de incrementar las cuantías, el Gobierno andaluz adelantará alrededor de un mes la apertura de la convocatoria de ayudas a pesar de la paralización administrativa derivada de las medidas para hacer frente al coronavirus. “Este adelanto es una muestra más de la implicación de la Consejería por ofrecer el máximo apoyo posible al sector agroalimentario y forestal, que no ha parado de trabajar con este objetivo a pesar de las dificultades añadidas que ha traído consigo la pandemia”, han insistido desde el Gobierno andaluz.

CONVOCATORIA 2020

El principal requisito para acceder a las ayudas es haber tenido contratada una póliza de seguros en 2019 y, como medida de incentivo hacia la Titularidad Compartida en esta convocatoria, al igual que el pasado año, se vuelve a gratificar de forma especial a aquellas explotaciones inscritas en el Registro de este tipo de explotaciones, que reciben un 10% de ayuda.

En total, el importe máximo de subvención que puede percibir un productor es de 5.000 euros por póliza y de 9.000 euros por beneficiario. Además, está establecido un volumen mínimo de ayuda (60 euros) para poder acceder a los incentivos.

En la línea de simplificación administrativa y como novedad para esta próxima convocatoria, en 2020 se ha implementado la comunicación con el ciudadano a través de la ventanilla electrónica para aportar la documentación necesaria para subsanar incidencias de las ayudas. De esta forma, la Junta de Andalucía continúa facilitando los trámites administrativos con el fin de aligerar las tareas que deben realizar los productores para poder acceder a las subvenciones públicas.